Valientes

miércoles, 25 de julio de 2012

Un acuerdo mutuo

La ira se apoderó de mi al leer un mensaje que acaba de recibir de mi mejor amigo, no podía creerlo, ponía textualmente: "La novia de Lucas le esta poniendo los cuernos" este mismo mensaje iba con un archivo adjunto que era la prueba evidente de que eso era cierto. La rabia y la ira se apoderó de mi. Sí. Lucas era mi ex novio, pero aún así no pude evitar que me entrasen unas ganas tremendas de coger por los pelos a la chica. ¿Cómo se atrevía?
ME vestí corriendo, cogí unos shorts y una camiseta de tirantes negras, me puse mi diadema y fui corriendo guiada por mi instinto hacia donde estaría ella. Y la vi. Tan tranquila abrazando a Lucas. Celos y más celos. Si antes ya no me gustaba verle a él con otra chica ahora que he descubierto que la otra es una aprovechada mucho menos. Me acerqué y él se quedo perplejo al verme, parecía que era la última persona que le gustaría haber visto.
-Que haces aquí?
+Salvarte el culo, una vez más.
Entonces cogí a la chica del brazo y la atraje hacia mi y le metí una bofetada. 
-Que haces? Te has vuelto loca? Déjala en paz!
+Si? Sabes que te esta poniendo los cuernos?
-Eso no es cierto, lo que te pasa es que estás paranoica!
+Muy bien.
Entonces hice el intento de sacar el móvil pero ella lo tiró al suelo. Me cogió de los pelos y me balanceó la cabeza para un lado y para otro. Tuve que defenderme como pude. Le agarre de la cintura y con las pequeñas nociones de taekowndo que conocía pude inmovilizarla y que se tranquilizase. Él nos miraba perplejo y en un momento de distracción cogió el móvil y su cara de repente se desfiguró. Conocía esa mirada. Era la mirada que tenía cuando quería coger a alguien y meterle una paliza, cuando se estaba odiando a si mismo, cuando intentaba aguantarse toda su ira y rabia para él, la conocía perfectamente. 
Entonces antes de que hiciese cualquier tontería puse mis manos en sus rojas y ardientes mejillas y le dije con toda la dulzura que pude:
-Tranquilo... no estás solo.
Todo parecía ser en vano. Se acercó a la que me figuro que ahora sería su ex novia. Se puso delante de ella, cara a cara. Yo me asusté e intenté detenerlo pero el alzó la mano indicándome tranquilidad. Así que me estuve quieta y observando la escena.
-Confié en ti, pero ahora sólo veo que los rumores tenían razón, eres una puta.
+Deja que te explique.. fue un beso en broma, es un amigo.. yo te quiero a ti.
-Deja de mentir por una vez, no?
+Vale, sí, llevo ya varios días con él.. no quería hacerte daño porque sabía que anteriormente lo habías pasado mal con esa guarra.
Lo de guarra obviamente se refería ami, aunque obté por callarme.
-Ni se te ocurra volver a hablar mal de ella, es mucho más persona que tú. Y ahora vete.
Y ella se fue alejándose por donde yo había venido y me quedé una vez más a solas con él.
-Gracias.
+No tienes porque dármelas, nos ayudamos mutuamente, no?
-No lo dudes.
Y cariñosamente como dos amigos que hacía tiempo que no se veían nos fundimos en un cálido y familiar abrazo.

Lucas... aún estoy aquí, para ti.


5 comentarios:

  1. aww me encanta! me han entrado las mismas ganas de coger a 'esa' que estaba engañando a Lucas, un beso uapa! ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. muchas gracias por pasarte guapa, te leo! Un beso♥

      Eliminar
  2. Dios es genial, me ha encantado. Por cierto, tienes un blog precioso, te sigo :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias preciosa, gracias por pasarte♥

      Eliminar
  3. Me ha encantado el final :D Aunque duela, siempre hay que ir con la verdad por delante.
    Me pasaré ^^ Un besoo!

    ResponderEliminar