Valientes

jueves, 31 de mayo de 2012

El secreto de la vida

http://www.youtube.com/watch?v=4wI2E_ahj-I
Volvía a sentirme sola y diminuta. Pequeña y menuda como una hormiga. Minúscula ante un mundo tan grande. Un mundo lleno de grandes, grandes con máscara y grandes de corazón. Pero y yo? Que pintaba yo en ese mundo tan grande con gente tan grande? Un mundo en el que las cosas son incomprensibles. Parejas que se quieren y se separan. Personas que se aman y no están juntas. Amigos que dejan de serlo por razones inexplicables. Adultos que se convierten en confidentes. Adolescentes adultos y adultos adolescentes. 
Un mundo en el que el dinero es más importante que la humanidad. Si no hay dinero no hay vida y si no hay vida no hay felicidad. Donde el éxito se basa en la cantidad de dineros que tienes. ¡NO! 
El esfuerzo es la clave del éxito y el éxito es producido por la ilusión. Para conseguir éxito sólo hace falta motivarse, esforzarse y no rendirse. Caerás, perderás. Pero entonces será el momento de levantarte y no rendirte. Porque un auténtico perdedor es aquél que se rinde, no el que ha perdido más cantidad de veces. El ganador es aquél que lucha y se esfuerza, no aquél al que se lo dan todo hecho. 
Si quieres, puedes. Si deseas, consigues. Si caes, ganas. Si pierdes y te levantas.. es mucho más que una simple victoria.
Todos tenemos algo que hacer, todos tenemos una misión. Aveces las cosas son incomprensibles, inexplicables, pero un buen día BOOM, encuentras la solución y tienes la respuesta a miles de preguntas, aunque algunas nunca podrás encontrarlas.

lunes, 28 de mayo de 2012

Más que una mirada


Era un día muy importante para mi. Era mi despedida. Era mi adiós definitivo. Nunca más volvería a estar entre esas cuatro paredes. En ese espacio de cemento lleno de canastas donde había vivido miles de cosas, entre ellas, mi primer beso. 
Era la última vez que estaría allí y quería despedirme a lo grande. Pronunciarme. Gritarles a todos aquellos niños la infancia y adolescencia más maravillosa que les esperaba. No se lo podía imaginar, de hecho nadie puede si no lo ha vivido antes, lo especial que ha sido mi vida allí. Para mi es más que una familia, más que una casa, más que unos amigos, más que unos profesores. Éramos un conjunto de personas con un mismo objetivo. 
Y ahora era mi hora, la hora de transmitir ilusión y alegría, tenia que salir bien. Y sin más miramiento empecé a decir:
-Esfuerzo, valentía, trabajo, ilusión, esperanza y compañerismo. Ésas seis palabras son las que han marcado en mi vida. Aquí en este sitio al cual no puedo poner nombre, porque cualquiera se queda pequeño comparado con este gran sentimiento. Aquí he hecho amigos que ahora son hermanos, profesores que han pasado a ser confidentes, algunos que se han enamorado de el compañero de atrás, de al lado o de delante. Todos hemos sentido ese cosquilleo en la barriga al ver a la persona que te gustaba día tras día. 
Y así seguí. Todas aquellas palabras se quedaban pequeñas ante la mezcla de sentimiento que sentí en ese preciso instante. Mis lágrimas hacían carreras en mi cara. Mis labios no podían dejar de sonreír. Mis piernas no dejaba de temblar. Mis manos no reaccionaban. 
Fue entonces cuando levanté la mirada. Y entre las mil personas que había ante mi, mezcladas, de diferentes edades, con diferentes maneras de pensar. Le ví.
Tenía los ojos clavados en mi. No podía apreciar bien el brillo de su mirada. Pero mi alma si que la notaba y con lo poco que pude ver sabía que él se había emocionado. Pondría la mano en el fuego de que estaba sonriendo, sonreía como un niño pequeño cuando le dan una piruleta. Deseé correr hacía él, dejar atrás aquellas miles de personas, aquellos miles de niños, hacer un camino entre ellos para poder llegar a él. Que secase mis lágrimas. Sonreír juntos. Llorar juntos. 
Pero todo se quedó en la magia y en la emoción del momento.
Para mi esa mirada había significado mucho más de lo que podía imaginar. Se abrieron puertas en mi cabeza, luces ante mí y decidí cerrar la puerta del miedo con llave. Y esa llave arrojarla entre los miles de niños, para que alguno de ellos hiciese algo bueno con ella. 
Mi vida ha cambiado, ya no soy ésa. Hoy, me he propuesto seguir a tu mirada y hacer lo que dicta mi corazón.           

Quédate conmigo

http://www.youtube.com/watch?v=C9-JBxXsbfk
Me hubiese gustado poder despedirme de ti. Fue tanto lo que vivimos. Estaba a costumbrada a verte día sí, día también. Adoraba que me mirases pensando que yo no me daba cuenta. Me gustaba tener tu mirada clavada en mí y que.. cuando me girarse, ver tus ojos de color caramelo relucir, tu sonrisa perfecta e imperfecta esbozar una sonrisa. Ver como con la mirada me decías todo lo que con palabras no podías. No era.. como decirlo? no era ético. 
Si la rueda tenía mil palos, nosotros les poníamos mil palos más. Entre esos palos estaba el del orgullo, el del miedo, desespero y el amor. Estábamos locamente enamorados. Tú lo sabías. Yo lo sabía. Pero cuando las cosas se nos ponían fáciles, en bandeja, nosotros las hacíamos difíciles. La inseguridad pudo. 
Ahora las cosas han cambiado, la situación es distinta. De un día para otro te has ido, sin avisar, sin decirme porque, sin un motivo aparente. No me has dicho adiós. No noto tu esencia dentro de mi. Los te quiero luchan en mi cabeza para que puedan salir, para poder correr detrás de ti, para poder despedirme, pero mis piernas no reaccionan, otra vez esa rueda con sus palitos de miedo y anhelo. Quiero gritarle al mundo que te quiero. 
Vuelve ami. No importa si juntos o separados. Pero necesito vivir sabiendo que tú estás a mi lado, cerca mío. No hace falta que hables. No hace falta que me digas lo que solías decirme. Sólo necesito que me digas con la mirada lo que con las palabras tenemos vetado. Sonríeme, mírame, estate conmigo, no tiene porque ser algo físico. Te noto dentro de mi. Estoy dentro de ti. Somos un mismo destino, con diferentes caminos. Quiero que notes mi calor.. quiero notar tu frialdad. Quiero sentir tu diversión, quiero que sientas mi calma. Quiero sentir tú locura y tus: carpe diem, quiero que oigas mis reflexiones, mi madurez. 
Te repito no hace falta que sea físico.. lo que yo quiero es mucho más que eso.



PD: Podríamos intentarlo, podemos hacerlo.. sólo quiero despedirme de ti.

martes, 22 de mayo de 2012

Castillo de la felicidad


Eres aquella pieza del puzzle que en mi infancia no pude completar, le das sentido a mi sonrisa dedicándome tequieros sin yo esperarlo, abrazándome justo en el momento preciso, esos pequeños detalles marcan la diferencia, llegaste, con cautela sin llamar la atención sobre las demás, y ahora te has echo un sitio, mi sitio el cual tú ocupas, no sé como lo haces pero lo haces y me encanta como lo haces, te preguntarás que es lo que estás haciendo, te diré sólo una palabra, felicidad, ¿ Te suena de algo ?, sí verdad ? es esa palabra que compartimos, nuestra palabra, a la cual le damos sentido y significado.
Hemos comenzado a andar agarrados de la mano, el camino es eterno, como eterno es lo que tenemos, esquivamos obstáculos ayudándonos el uno al otro, poco a poco estamos construyendo nuestro castillo llamado felicidad.

jueves, 17 de mayo de 2012

Perderte.

Siento que te pierdo..
Bajo el brillante sol sus ojos parecían lo más hermoso del mundo. Entre la hierba y la primavera su color verde conseguía cautivarme como siempre lo había hecho... A su lado me sentía libre, no tenía que pensar en el pasado y tampoco en el presente, con él solo existía el futuro y unas ganas poderosas de llevarlo acabo.
Entre los recuerdos con olor a estrellas y las noches de luz turquesa me encuentro hoy, mirando al cielo y sin ti. Bajo la luz de la luna mi piel se ha quedado fría como el hielo, la primavera se había esfumado...al igual que lo hiciste tú. Había dejado de vivir en el presente deseando ver el futuro, para pasar a vivir en un presente nostálgico de pasado, de recuerdos y sonrisas, de lágrimas, sorpresas. Un pasado plagado de ti y de mi felices por cada rincón de la ciudad. No hay piedra que no lleve nuestro nombre ni brizna de aire que no usásemos para respirar apasionadamente mientras nos besábamos. Dime si puedes, ¿Qué es lo que queda cuando lo más importante se va?.
Pregúntale  al tiempo lo que tantas veces he preguntado yo; tú que prometías ser eterno y permanecer aquí inmóvil ante el paso de las estaciones, te has ido al igual que las flores, dejando atrás un irremplazable rastro de dulzura y vitalidad, dejando atrás un futuro para obligarme a convertirlo en pasado. Dime si te atreves, ¿Quién está autorizado a decidir por mi?¿A quien pertenece entonces eso que llaman destino?.
Escribir...intentando plasmar cada sonrisa, cada recuerdo...todo por temer que tu esencia caiga en el olvido. ¿Podría mi mente ser tan cruel como para olvidar?, si mis letras dejaran de tener sentido quizá fuera posible, pero algo que te refleja en cada palabra, en cada sílaba, en cada accento, en cada soplo de mi corazón. Ya no sé lo que es sonreír si no estás conmigo, no se que has hecho de mi. No sé que soy yo. Tal vez sea una víctima más del sentimiento que mueve el mundo, el amor. Siento que te pierdo, siento que cada día estás más lejos y yo ya no encuentro lo que es la esencia de la vida..

martes, 15 de mayo de 2012

Un presente sin pasado.

Lo único que quiero que sepas, que aunque el tiempo pase y se nos olviden nuestros nombres, nuestras caras, nuestras pieles; aunque todo pase y nunca más volvamos a encontrarnos; aunque se pierdan las fotos, los versos, las cartas; aunque todo se esfume con el polvo, con el pañuelo de la vida que todo lo borra, que todo lo limpia; aunque tu mano nunca más se pose sobre la mía otra vez; aún con todo eso, créeme, viviré tranquila. Lo sé, porque aunque tú ya no existas en mi mente, de alguna manera sabré para siempre que un día, no hace mucho, no hace tanto como parece, fui feliz contigo.
De siete días de la semana, yo, te quiero ocho.
Tu no supiste cumplir tu "Siempre", ahora yo cumpliré mi "Nunca más".
Todo mentira. ¿Promesas rotas? Lo sé, por los dos.
Te mereces un aplauso, pero de mi no vas a conseguir ni agua del grifo.
Dices que sufres, dices que lo has pasado mal. Lloras falsamente delante de la gente, y yo, te recuerdo una cosa. Que le resto del mundo no llore, no significa que no sepamos hacerlo.
Jugaste con mi cariño, despues de que te lo di todo. La primera vez que me pediste perdon creí que me lo dijiste de verdad. La cuarta tambien me lo creí. Y la sexta, lo siento, pero ya no caigo en tu juego ni una vez más. ¿Dijiste que yo era fria? ¿Que entiendes tu por calor? Yo solo fui una más, tu solo un traidor.

sábado, 12 de mayo de 2012

No es un "hola", es un "te quiero"

http://www.youtube.com/watch?v=t5KpVoosRxg
Las personas, ahora, camuflan lo que sienten. Regalan sonrisas y marcan las miradas. Seleccionan los momentos con una fecha. Dejan las historias sin final. Olvidan lo que sienten antes de que les de tiempo a saberlo. Ahora, se dice "te quiero" como quien dice "hola". Los besos se regalan, y los calentones en cualquier parque a cualquier hora de la tarde son rutina.Si eso les llena...vale, pero eso no es para mi. Porque, cuando digo "te quiero", es porque te quiero, de verdad, sin contratos, sin papeles, sin interés, y con todas las consecuencias que conlleva hacerlo.

domingo, 6 de mayo de 2012

El poder del abrazo..


http://www.youtube.com/watch?v=MxPZRV5h3ag&ob=av3n

Está comprobado que las muestras de afecto fomentan el crecimiento y el desarrollo positivo de la persona. Todos necesitamos contacto físico para sentirnos bien, y una de las formas más importantes de contacto físico entre dos personas es el abrazo.
¿Quien no necesita mimos hoy en día en esta sociedad, cada vez más fría, competitiva, que constantemente nos invita al individualismo, al reto de las metas personales...?
Cuando nos abrazamos, nos retroalimentarnos de energía. Llevamos vida a nuestros sentidos y reafirmamos la confianza en nuestros propios sentimientos. Algunas veces NO encontramos las palabras adecuadas para expresar lo que sentimos, el abrazo es la mejor manera.
Necesitamos cuatro abrazos al día para sobrevivir, ocho para mantenernos, y doce para crecer. Un abrazo te hace sentir bien. La piel es el órgano más grande que tenemos y necesita mucho cariño. Un abrazo puede cubrir una gran parte de la piel y da el masaje que necesitas. Es también, una forma de comunicarse. Puede decir las cosas para las que no tienes palabras. En todo momento podemos recurrir el idioma universal de los abrazos.
El abrazar logra muchas cosas que tal vez tu nunca has imaginado. Por ejemplo: te sientes bien, deshace la soledad, derrota el miedo, abre las puertas a las sensaciones, ayuda  al auto estima, alienta el altruismo,
retrasa el envejecimiento, ayuda a reducir el apetito, es ecológicamente firme, guarda la energía, es portátil no requiere maquinaria especial,
no exige lugar en particular, en cualquier lugar como una sala de conferencias, una iglesia o un campo de futbol, hace que los días felices sean más felices, imparte la sensación de que pertenecemos a un sitio, llena los sitios vacíos en nuestras vidas.  Afirma y aumenta nuestra capacidad de compartir. Armoniza los corazones de los amigos.
El abrazo crea cierto tipo de adicción al cariño, al altruismo, la alegría...
Al igual que la risa, ¡es altamente contagioso! Sea cual sea tu abrazo, que brote siempre del corazón, no de la mente. Invéntate nuevas y variadas formas de abrazar. Busca nombres curiosos o divertidos a tus abrazos.
Conviértete en "abrazo-terapeuta" a tiempo completo. Ten siempre un abrazo "a mano" para ofrecérselo a alguien. Se observador y prudente con los límites físicos del otro. No trates de imponer tu visión o tu filosofía a nadie. Un abrazo hace y dice muchísimo...


Planterle cara a la vida.

A contracorriente.
Al ir creciendo me di cuenta de que a la vida o le plantas cara o te come, o la muerdes a ella o ella te muerde a ti, que si la vida te da la espalda, la tocas el culo. Si un hijo de puta te hizo llorar, sigue para adelante, que ya vendrá él solito, no te estanques, crea tu propia vida cada día desde cero, olvida los errores de ayer y vuelvelos a cometer una y mil veces, solo tú puedes decidir que es equivocarte, que si tienes que caer caerás, pero solo para volver a levantarte, que si quieres soñar despierta lo vas a hacer, que si quieres salir de fiesta y no dormir en toda la noche puedes hacerlo, que vas ha hacer lo que te de la gana y cuando te de la gana, porque ya está bien de que la gente te diga como tienes que hacer y decir las cosas, sal ahí fuera y comete el mundo, vive cada segundo como si fuera el ultimo, enamorate, jodelo, ponlo celoso, escapa y vuelvete a enamorar, haz amigos, pierdelos. Pero nunca te des por vencida, solo has perdido si tú crees que lo has hecho.

viernes, 4 de mayo de 2012

Un partido que ganar.


Ahora entro yo en el campo. Es hora de jugar mi partido. No sé si ganaremos o perderemos. No sé si ganaré esta partida. Es la hora. El pito que indicaba el cambio había sonado hace tiempo. Yo me hacía la sorda, me daba miedo entrar y jugar. Tenía miedo a que viniesen, me diesen una patada y caer. Sabía que si caía habría compañeros que me ayudarían a levantarme, otros, que me procurarían que me quedase en el suelo. Armándome de valor moví un pie. Si. Estaba hecho. Estaba dentro del juego. Ya no podía retroceder. Es hora de jugar. Preparados? Listos? YA! Allá voy, con el autoestima por las nubes, con valor a rebosar, con valentía a jugar, con energía infinita y con esperanza.
Ésta vez tenía que ganar. Si o si. No me valía un no por respuesta. Yo voy más allá, no busco un si. Busco un podemos, puedo, puedes.
http://www.youtube.com/watch?v=djBj2jq7Xvk
Corro tras la pelota, corro tras mi sueño, corro tras la búsqueda de mi misma. Estoy jugando para encontrarme. Estaba jugando para ganar. Estoy jugando para alcanzar mi sueño, mi felicidad. Nada ni nadie me lo puede quitar. Y entonces pasa. Me caigo. No no no. Me levanto, tenía sangre. Es un mínimo problema. Tengo que seguir luchando. Y eso hago. Me levanto con toda la energía del mundo y sin quererlo ni beberlo despisto al rival. Si, ésta es la mía, pienso para mi misma. Y empiezo a correr, correr hasta quedarme sin aire, voy tras el balón, tras mi ilusión y mi sonrisa. Y chuto. Si. Chuto no me lo pienso dos veces. Me quedo mirando el largo que recorrido que hace el balón junto a mis piernas hasta el destino de llegada. El balón toca la red. Lo había conseguido. Lo he conseguido. Ha merecido la pena caer y levantarse. Porque detrás de cada caída hay una recompensa, alguna es visible otras te las trae el tiempo. Pero cada hecho tiene su consecuencia. Y esta ha sido la mía.
La felicidad.


PD: Una gran persona una vez me dijo: puedes ser quien eres, si tu realmente quieres serlo..